andy-art-t-WkBEOQngs-unsplash_edited.jpg

Hola, soy Kathy

Y mi propósito es ayudarte

reconectar con tu poder

para crear una relación sana

contigo misma  y con otros

 

MI HISTORIA

Cuando estaba terminando una de las relaciones más importantes de mi vida,

pensaba que iba a tener que transitar un proceso difícil como cualquier otro.

 

Y de un momento a otro llegó un tsunami que jamás vi venir

 

Sentía un desgaste emocional enorme al levantarme a diario pensando en cómo iba a enfrentar un día más sintiendo que había fracasado, que quizás no estaba tomando las mejores decisiones ni para mí ni para mis hijos y pensando además que sería muy difícil volver a amar y a sentirme amada de la misma manera.

Me sentía realmente invadida, tanto por emociones increíblemente dolorosas, como por miles de pensamientos que no lograba controlar.

conkathy (3).png
 

LLEGÓ UN PUNTO EN EL QUE ME DI CUENTA DE QUE NO PODÍA CON TODO SOLA

❤️Romance - Story reel (1).png

Y si bien sabía que lo que estaba enfrentando era un proceso de duelo que tomaría su tiempo, no quería pasar ni meses ni años en ese estado, así que decidí tomar cartas en el asunto.

 

Busqué primero ayuda psicológica que fue de gran ayuda. Pero no lo suficiente.

Hasta que el verdadero cambio comenzó a ocurrir

 

Comencé a aprender una práctica llamada “hacking mental” (cambio o reseteo de mentalidad) y entendí que había un gran potencial en mí para hacer los cambios que requería para salir del “hoyo” en donde estaba.

Mediante herramientas de coaching y autoconocimiento aprendí a guiarme y dejarme guiar para realizar cambios en mi forma de ver y percibir la realidad:

 

  • Conseguí gestionar mis pensamientos, que antes parecían gobernarme y agobiarme a todo momento, generándome sensaciones de angustia, ansiedad y un desgaste mental tremendo.

 

  • Pasé de ser víctima del dolor de mi situación de ruptura, a tener la certeza de que yo  podía efectivamente modificar mi realidad desde mi responsabilidad

 

  • Obtuve el poder de escoger cómo quería vivir esa circunstancia, logré usarla incluso en favor de mi crecimiento y de la creación de una nueva versión de mí misma

 

  • Logré bajarle la intensidad a mis emociones, pero no escapando de ellas, sino sintiéndolas, observándolas y usándolas a mi favor

  • Logré finalmente ser más autocompasiva, entender que todo lo que ocurriera en mí durante el proceso estaba bien, y que también tenía la capacidad de modificar mi percepción de todo lo que me ocurrió

 

  • Logré desarrollar la capacidad de generar en mí estados de paz mental y emocional, así como la armonía necesaria para continuar avanzando en las diferentes áreas de mi vida

 

  • Disfrutaba de realizar mis labores cotidianas con la tranquilidad que buscaba y cuidar bien de quienes son mi prioridad: mis hijos.